Cripta de Fray Leopoldo

Cripta de Fray Leopoldo

¿Sabrías decirnos cuál es el lugar más visitado de Granada?

Seguramente dirías que la Alhambra, y acertarías. Pero… ¿Si te preguntamos por el segundo más visitado?

¿La Catedral? ¿La Capilla Real? ¿La tumba de los Reyes Católicos? 

Pues puede que te sorprenda, pero el segundo lugar más visitado de Granada, solo por detrás de la Alhambra, es la cripta de Fray Leopoldo.

Hoy vamos a contarte un poco más sobre este fraile limosnero que dedicó su vida a los pobres, y la cripta-museo donde está enterrado. ¡Empezamos!

Fray Leopoldo de Alpandeire

Quién fue Fray Leopoldo de Alpandeire

Fray Leopoldo fue un fraile capuchino, beatificado en 2010, conocido por su generosidad hacia los pobres y necesitados.

Nació en Alpandeire (Málaga), e ingresó en los capuchinos en Sevilla. Más tarde llegó a Granada, donde labró su reputación como fraile limosnero durante más de 50 años.

Falleció a los 92 años de edad, siendo ya conocido en España como un hombre santo y bueno.

Santuario de Fray Leopoldo en Granada

La cripta de Fray Leopoldo

Más de 60.000 personas visitan su cripta cada mes, ¡eso son más de 700.000 personas al año! Aquí encontramos la sepultura de Fray Leopoldo de Alpandeire y un museo en su memoria.

El museo está decorado con increíbles frescos grafito de P. Hugolino que no puedes perderte. No se trata de frescos comunes, han sido realizadons mediante una técnica artística única y propia de P. Hugolino.

Dentro también podemos encontrar enseres personales como libros, rosarios, cuadernos, sandalias y hábitos pertenecientes a Fray Leopoldo. Además de una reproducción de su celda en el convento de los capuchinos.

Cripta de fray leopoldo en directo

Efectivamente, lo creas o no, puedes ver la cripta de Fray Leopoldo en directo ahora mismo desde donde estés.

Hay instalada una webcam que retransmite en directo el interior de la cripta. Puedes verla aquí abajo:

Si no puedes verla es posible que tu navegador no sea compatible, puedes probar en este otro enlace: Cripta de Fray Leopoldo en Directo

Horarios

Puedes visitar la cripta directamente, aunque te recomendamos que aproveches para ver alguna de las misas que se organizan, especialmente las que se ofician el día 9 de cada mes.

Horario de visitas

La cripta está abierta al público todos los días de 8:30 a 13:15h y de 16:30 a 20:00h.

Horario de misas

  • De Lunes a Sábado
    • 9:00h
    • 11:30h
    • 20:00h
  • Domingos y festivos
    • 9:00h
    • 11:30h
    • 12:30h
    • 20:00h
  • Día 9 de cada mes
    • 8:00h
    • 9:00h
    • 10:00h
    • 11:00h
    • 12:00h
    • 20:00h

Cómo llegar

Dirección: Avenida Divina Pastora 11, 18012 Granada (Junto a Triunfo)

La cripta se encuentra muy bien comunicada, podrás llegar con cualquiera de estos autobuses: 1, 3, 4, 6, 7, 8, 9, 33, C y F.

Visita Granada

Granada ofrece un valioso patrimonio cultural, que se puede apreciar en sus numerosos monumentos. 

Además de la cripta de Fray Leopoldo puedes completar tu visita viendo algunos de los lugares más emblemáticos de la ciudad: La Alhambra, el Palacio de Generalife, el monumento a los Reyes Católicos…

Todos los edificios reflejan la rica historia de Granada y el legado de las diversas culturas que han dejado su huella en la ciudad. El bullicio de la ciudad se mezcla con el tranquilo murmullo del río Darro, que atraviesa Granada de sur a norte. En resumen, si buscas un destino lleno de historia, cultura y belleza natural, Granada es tu lugar.

En Granada Selected Tours organizamos visitas guiadas para compartir nuestra ciudad contigo. Estaremos encantados de ayudarte a sacar todo el jugo posible a tu estancia en Granada.

Barrio del Albaicín y Sacromonte

Barrio del Albaicín y Sacromonte

Hoy hablaremos del barrio del Albaicín y Sacromonte, dos barriadas muy especiales de Granada, cargadas de historia y valor cultural.

No todo el mundo lo sabe, pero Sacromonte y Albaicín forman parte del distrito del mismo nombre (Albaicín). El distrito más grande de toda Granada y está compuesto por los siguientes barrios:

  • Albaicín
  • El Fargue
  • Haza Grande
  • Sacromonte
  • San Ildefonso

El distrito Albaicín, o Albayzín, se extiende algo más de 31 kilómetros cuadrados y es, sin embargo, uno de los barrios de Granada más despoblados.

Barrio del Albaicín y Sacromonte

Albaicín y Sacromonte son barrios históricos, con multitud de monumentos y puntos de interés turístico. Plagados además de impresionantes miradores desde los que disfrutar de las mejores vistas de Granada.

Si visitas nuestra ciudad no olvides hacerles una visita, podemos asegurarte que no te arrepentirás. No es casualidad que el Albaicín fuera declarado Patrimonio Mundial por la UNESCO en 1994. En este artículo vamos a contarte un poco sobre su historia y algunos enclaves que no puedes perderte.

Mientras que el Albaicín es el barrio musulmán de Granada el Sacromonte es el barrio gitano, caracterizado por sus casas cueva y por ser la cuna del flamenco en Granada.

Las altas temperaturas y fuerza con la que «cae» el sol definen el tipo de arquitectura urbanística de estos barrios. Construidos como laberintos de calles estrechas (para evitar el sol) pueden suponer un reto para la orientación de sus visitantes. Te recomendamos hacer una visita guiada para evitar perderte y que te de tiempo a ver todo lo que el barrio del Albaicín y Sacromonte tienen que ofrecer.

Barrio del Albaicín y Sacromonte

Qué ver en el barrio del Albaicín y Sacromonte

Qué ver en el Albaicín

Iglesia de Santa Ana

El Albaicín era conocido como el barrio de las mil mezquitas y tras la llegada de los cristianos y expulsión de los moriscos pasó a ser el de las mil iglesias. Desde la de Santa Ana en adelante todas las iglesias que veas eran antes mezquitas.

Su nombre completo es Iglesia Parroquial de San Gil y Santa Ana y merece mucho la pena verla por dentro. Aquí se celebran multitud de bodas así que si tienes en mente hacer tu ceremonia en este monumento ve apuntándote en la lista de espera cuanto antes!

Paseo de los Tristes

La Carrera del Darro es conocida como el Paseo de los Tristes por ser el camino que seguían los cortejos fúnebres hacia el cementerio. Sigue la rivera del río Darro desde la Iglesia de Santa Ana, en Plaza Nueva, hasta la Cuesta del Chapiz.

Cuesta del Chapiz y Chorrohumo

Estos dos barrios se encuentran separados por la Cuesta del Chapiz, que hace de frontera entre ambos, perteneciendo cada acera de esta cuesta a uno de ellos.

Aquí encontramos la estatua de Chorrohumo (o Chorrojumo), un personaje muy especial de la zona.

Patriarca y autoproclamado rey de los gitanos del Sacromonte al que incluso reconocían y respetaban las propias autoridades de la época. Mariano Fernández recibe su apodo de la contracción de «chorro de humo» y dedicó gran parte de su vida a contar historias sobre la Alhambra a los turistas y dejarse fotografiar. Destaca el retrato que hizo de él Miquel Carbonell en 1890:

Retrato de Chorrohumo por Miquel Carbonell Selva en 1890.
Retrato de Chorrohumo por Miquel Carbonell Selva en 1890.

Museo arqueológico

En la Casa de Castril se encuentra el Museo Arqueológico de Granada. Se trata de una casa del siglo XVI (año 1539) a la que se puede entrar gratuitamente para visitar el museo.

Calderería

Zona muy característica junto con la Alcaicería y parte de la cuesta de San Gregorio. Plagada de pequeños comercios a pie de calle a modo de bazares que recuerdan a los zocos árabes.

Iglesia de San Gregorio

Preciosa iglesia que puede visitarse y es conocida como «la de las novias», por las monjas que van a cantar vestidas de blanco.

El Bañuelo

Los baños árabes más antiguos de España. No se encuentran en activo pero merece la pena igualmente visitarlos por su buen estado de conservación e interés histórico.

Aljibes

En este barrio encontramos múltiples aljibes para el almacenamiento de agua. Algunos de los más conocidos son el Aljibe Trillo o el de Zenete.

Miradores

El Barrio del Albaicín cuenta con multitud de miradores. Entre los que destacan:

  • Mirador de San Nicolás.
  • Mirador de Carvajales.
  • Mirador de Santa Isabel la Real.
  • Mirador de la Churra.
  • Mirador de la Lona.

Este barrio tiene muchos otros lugares para visitar: El Palacio de los Córdova, el Palacio de Dar-al-Horra…

Qué ver en el Sacromonte

Barrio del Albaicín y Sacromonte

Museo de las Cuevas del Sacromonte

El museo etnográfico y medioambiental del Sacromonte se encuentra en el Barranco de los Negros y muestra la vida y oficios tradicionales de la zona a lo largo de 10 cuevas.

Mirador de San Miguel Alto

Junto a la Ermita de San Miguel Alto encontramos este mirador desde el que podremos observar Granada, la Vega, la Alhambra y Sierra Nevada.

Abadía del Sacromonte

Esta antigua abadía data del sigo XVII y actualmente hace de museo eclesiástico, residencia de canónigos y parroquia.

Mirador en el Sacromonte
Mirador del Sacromonte

Tour Albaicín y Sacromonte

En nuestro tour por el barrio del Albaicín y Sacromonte veremos cómo la cultura árabe y cristiana se entremezclan en la ciudad, y lo hermosa que es Granada desde el otro lado.

Cerraremos nuestra visita guiada a ambos barrios con un espectáculo de flamenco en vivo como broche de oro. ¡Te esperamos en Granada Selected Tours!

Cueva en el Sacromonte
Espectáculo flamenco en Cueva de la Rocío

Acequia Real de la Alhambra

La Acequia Real de la Alhambra, o Acequia del Sultán, es el canal encargado de abastecer la Alhambra de agua. La Acequia Real se construyó antes que la propia Alhambra y fue vital para su existencia.

Acequia Real de la Alhambra

La importancia del agua en la Alhambra

El agua ha tenido siempre una gran importancia en la cultura árabe, integrándose como parte indivisible en sus elementos arquitectónicos. La unión entre naturaleza y arquitectura es evidente en la Alhambra y otras muchas construcciones musulmanas.

No es casualidad que este monumento se encuentre situado entre los valles de dos importantes ríos como son el Genil y el Darro. Más adelante contaremos algunas curiosidades sobre este río tan característico de Granada.

La Acequia Real surge del rio Darro y suministró agua a la Alhambra durante casi 300 años. No debemos confundirla con la otra «Acequia Real» que se nutre del río Genil y recibe el nombre de «Acequia Gorda». En esta entrada hablaremos expresamente de la Acequia Real de la Alhambra.

Construcción de la Acequia Real de la Alhambra

La creación de la acequia era vital para poder construir la Alhambra. Necesitaban agua en cantidad para levantar los tapiales.

Los tapiales son un sistema de encofrado muy característico de la construcción andalusí. Su nombre proviene de la palabra árabe «tabiyya», que ha pasado como «tapial» a nuestro idioma.

Por tanto no habría Alhambra sin Acequia Real. De ahí su gran importancia y atractivo turístico.

La acequia se construyó de 2 formas, en galería subterránea o excavada sobre el terreno (al descubierto).

Río Darro y presa de la acequia real

El nombre original de este río granadino era «aurus» (oro), los árabes lo renombraron como «Hadarro» y posteriormente los cristianos lo cambiaron a «Dauro», que significa literalmente «que da oro».

Efectivamente, había buscadores de oro en el río Darro (además de en la mina de oro de la Lancha del Genil).

El Darro cuanta con un agua muy limpia y clara en las zonas altas. Hasta la mitad del siglo XX sus aguas estaban pobladas por cangrejos de río, barbos y truchas. Aunque en la actualidad se ha reducido y perdido la presencia de varias especies, se han realizado reintroducciones y proyectos de conservación que intentan mejorar su situación.

Al entrar en zonas urbanas el río pierde esta claridad y pureza por los vertidos de agua sin depurar que suceden por las poblaciones colindantes a su cauce.

La Acequia Real de la Alhambra coge el agua del río Darro con una presa que data del siglo XVI (con modificaciones posteriores). La forma en que desviaba el agua originalmente es desconocida, pudo haber sido con un azud o una presa anterior a la que podemos ver actualmente.

Partes de la Acequia Real antes de la Alhambra:

Acequia de los Dos Tercios

La acequia se divide en dos partes. La primera es conocida como la Acequia de los Dos Tercios. Recibe este nombre porque lleva dos tercios del agua total de la acequia. Esto es así porque posteriormente se creó un nuevo ramal que se quedaría con un tercio del caudal total.

Acequia del Tercio

Lo has adivinado, este es ese nuevo ramal que llevaría un tercio del agua de la Acequia Real de la Alhambra.

Se construyó a mediados del sigo XIV y nutre de agua al Albercón de las Damas.

Albercón de las Damas

Se trata de un estanque de agua de la parte alta del Generalife. Servía para garantizar el abastecimiento de agua en tiempos de escasez.

La Acequia Real dentro de la Alhambra

La acequia entra en la Alhambra a través de un acueducto cerca de la Torre del Agua (de ahí su nombre).

A lo largo de su camino a través de la fortaleza, la acequia se dividía en otras acequias menores para dar agua a las viviendas, talleres y jardines.

La acequia actual

Los cristianos realizaron múltiples modificaciones para nutrir de agua a Granada y la Alhambra. La que se puede recorrer actualmente es la del siglo XVI (con las reformas de los siglos posteriores).

Partes del trazado aún conservan empedrados, muretes y túneles originales. Lo mejor es visitarla con un guía para encontrarlos e identificarlos.

Senderismo por la Acequia Real de la Alhambra

Si quieres visitarla te alegrará saber que existen múltiples rutas de senderismo que recorren la Acequia Real de la Alhambra.

Es muy difícil recorrerla al completo por algunas partes de terreno estrecho y barrancos, además de por los tramos subterráneos en los que deja de ser visible. No obstante existen múltiples recorridos que nos permiten disfrutarla a pie:

Powered by Wikiloc
Powered by Wikiloc

¿Quieres descubrir más sobre la historia de la Acequia Real, la Alhambra o el Generalife? Organizamos rutas y visitas guiadas para enseñar los bienes culturales de nuestra tierra. Escríbenos, estaremos encantados de compartir nuestras raíces contigo.

Que ver en Granada

Hay lugares que enamoran. Uno de ellos es Granada. Granada te atrapa con la alegría de sus rincones. Su esencia y su gente la hacen inigualable. Descubre que ver en Granada.

Su atractivo e historia la convierten en uno de los destinos preferidos. 

Que ver en Granada

Cada año recibe alrededor de 5 millones de turistas. Y es debido a que abarca todos los gustos. 

Desde contemplar un atardecer en una playa hasta esquiar en Sierra Nevada

Desde recorrer sus calles y conocer su mágica historia a pasar toda la noche bailando en sus discotecas más top. 

Desde sentir el frío en pleno invierno a asarte de calor en pleno verano. 

Desde comer por 3€ gracias a sus deliciosas tapas a comer en lujosos restaurantes. 

Abraza a todos los extremos, a todo tipo de personas y con ello, a todas las edades

Sus precios asequibles hacen que se convierta en el paraíso para los jóvenes. Por eso mismo, se conoce como la “ciudad universitaria” con más de 80.000 estudiantes.

Sabemos que va a cautivar tu mirada, por eso venimos con este artículo de que ver por Granada.

Prepárate. Te espera una increíble parada.

Que ver en Granada

En Granada hay una gran variedad de planes que hacer, dependiendo de tus preferencias puedes optar por unos u otros. Aquí te recomendaremos diferentes rutas para impregnarse en la cultura. 

Rutas por Granada

¿Qué ver en Granada en una ruta de día? 

Lo aconsejable es levantarse pronto y aprovechar todo el día para que no se te escape ningún rincón. 

Una vez hayas cogido fuerzas con un buen desayuno en el Bohemian Café o Casa de Isla, en pleno Mendez Núñez, es hora de empezar a conocer mejor la ciudad.

Debes comenzar por saber su historia, porque cada detalle que veas por las calles tiene un guiño a su pasado árabe.  

La parada ideal, como no, para conocer de su pasado, es la Alhambra

Alhambra

Dirígete con un tour para que te expliquen sobre su misterio. Recorre sus afueras y sus impresionantes jardines que te transportan a un bosque alejado del ruido y los coches. Ideal para respirar el aire fresco y relajarte después de una mañana completa de caminatas. 

Cuando salgas puedes disfrutar de los restaurantes de alrededor con platos exquisitos. 

Sierra Nevada

Por otro lado, si eres un aventurero y lo que te motiva es un día más ajetreado, puedes optar por pasar el día en Sierra Nevada y esquiar o simplemente montarte en el teleférico. Puedes ir en bus o alojarte en uno de sus hoteles, toda la información descúbrela en su página web. 

Otra idea si lo que te apasiona es ver un amanecer y disfrutar de unas vistas paradisíacas, tu lugar está en Salobreña o Almuñécar. Aprovecha y recorre estos pueblos tan icónicos de Granada.

¿Qué ver en Granada en una ruta de tarde? 

El mejor plan es dar un paseo por el corazón de la ciudad. La calle de Recogidas con sus edificios tradicionales, pero a la vez modernos, cuenta con un sin fin de importantes edificios como el palacio de los Patos o el antiguo cine Aliatar que llama la atención por su fachada en rojo, el cual, actualmente es una discoteca.

Mientras disfrutas de las bonitas vistas te encontrarás con las más conocidas tiendas de ropa.

Los Italianos Granada

Siguiendo hacia arriba, una parada indispensable para saborear es la heladería de Los Italianos, que justo se encuentra cerca de la emblemática Catedral de Granada.

Por esa zona hay icónicos bares de Granada para tapear ideales para echar una tarde al estilo granadino. 

Paseo de los tristes

También otro rincón mágico es el Paseo de los Tristes que para llegar debes pasar por paisajes naturales al río donde al final podrás disfrutar de impresionantes vistas a la Alhambra. 

Mirador de San Nicolás

En el mismo camino todo recto hacia arriba, encontrarás el mirador de San Nicolás. Ideal para terminar el día con un bonito atardecer. De vez en cuando hay músicos callejeros dando un toque de alegría. Todo esto forma una emocionante tarde que te hará sentir la verdadera esencia de la felicidad.

¿Qué ver en Granada en una ruta de noche? 

Las calles de Granada por la noche tienen más vida incluso que de día. Su gente animada y con ganas de divertirse, hacen que la ciudad siempre se mantenga viva. 

Para una ruta de noche puedes escoger un tour de misterio sobre los secretos de Granada. 

Una buena cena en Los Manuales o Los Diamantes y si te apetece una buena fiesta, estás en el reino de la diversión. 

Discoteca Mae West

La más icónica discoteca es La Mae West, su estilo vintage y su dimensión la convierten en la más conocida. Sin hablar de su ambiente y música. 

El tiempo de tu estancia en Granada va a definir lo que puedes ver, no obstante, es una ciudad pequeña por lo que podrás conocer mucho acerca de ella en pocos días. 

Lo ideal es un tour por la ciudad para conocer su historia y su origen árabe. 

En Granada Selected Tours contamos con innumerables rutas por Granada que te permitirán conocer todo lo que esconde la ciudad. Te informamos encantados.

¡Descúbrelas!

Isabel, la mujer que eligió ser Reina de Castilla

Isabel, una mujer que vivió en un mundo de hombres donde consiguió reinar por su propia voluntad. Una mujer inteligente que se construyó a sí misma y cambió la historia con sus propias decisiones.

Vivió en un tiempo del cambio entre la oscuridad de la Edad Media y la ilustración del Renacimiento. Isabel de Castilla, fundó la España moderna con la conquista de Granada en 1492. Un camino largo, difícil pero decidido que terminó con su muerte en 1504.

Una mujer con un pie en la edad media, atada a la religión Católica y temerosa de Dios, instalando la inquisición, expulsando a los judíos y luego los moriscos.

El otro pie tenía en el Renacimiento, abriendo la visión hacia el horizonte con los descubrimientos, cambiando el sistema feudal en estado, instalando un ejército profesional y el control policial. Una mujer de la transición, poniendo las bases de la España actual.

Isabel de Infanta a Reina

Isabel I de Castilla (Madrigal de las Altas Torres, 22 de abril de 1451-Medina del Campo, 26 de noviembre de 1504) fue reina de Castilla desde 1474 hasta 1504, reina consorte de Sicilia desde 1469 y de Aragón desde 1479, por su matrimonio con Fernando de Aragón.

Enrique IV fue llamado “el impotente”. Se casó en primeras nupcias con Blanca de Navarra con quien no pude tener descendencia, anularon el matrimonio y se casó con Juana de Portugal en 1455 pero la suerte del Rey no había cambiado y en este matrimonio tampoco llegaba un heredero.

Sin embargo, nació Juana, conocida como Juana La Beltraneja, hija de la Reina y posiblemente hija de Beltrán de la Cueva, que llego a ser hombre influyente en la corte del Rey Enrique y supuesto amante de Juana de Portugal.

Después de una guerra civil, el hermanastro de Enrique, Juan, hermano menor de Isabel es elegido rey con 11 años pero la fortuna no le acompañó y muere 3 años más tarde en 1468.

Y ahora ¿Quién iba a ser la sucesora? Juana o Isabel. Isabel consiguió firmar un acuerdo con su hermanastro; el Tratado de los Toros de Guisando, por el que Enrique declaraba heredera a Isabel, reservando el derecho de acordar su matrimonio.

Enrique intenta casar Isabel con Alfonso V, rey de Portugal, el Duque de Guyena, hermano de Luis XI de Francia entro otros pero Isabel no acepta. Se había prometido a sí misma no casarse nunca con alguien que no hubiera elegido ella previamente.  Y mientras Enrique seguía buscando esposo a Isabel, como pactado, Juan II de Aragón trató de negociar en secreto con Isabel la boda con su hijo Fernando.

Isabel y sus consejeros consideraron que era el mejor candidato para esposo pero había un impedimento legal, ya que eran primos segundos, sus padres eran primos. Necesitaban, por tanto, una bula papal que les exonerara de la consanguinidad.

El Papa, sin embargo, no llegó a firmar este documento, temeroso de las posibles consecuencias negativas que ese acto podría traerle al atraerse la enemistad de los reinos de Castilla, Portugal y Francia.

Personas del entorno de Isabel falsificaron una supuesta bula emitida en junio de 1464 por el anterior Papa, Pío II, a favor de Fernando, en la que se le permitía contraer matrimonio con cualquier princesa con la que le uniera un lazo de consanguinidad de hasta tercer grado.

Fernando atravesó Castilla en secreto, disfrazado de mozo de mula de unos comerciantes y de esta forma llegar a Castilla y encontrarse con Isabel.

Entre sospechas e incertidumbres Isabel se casa finalmente en secreto en 1469 con Fernando de Aragón, hijo del rey Juan II de Aragón, primo de Juan II de Castilla. Pero con este casamiento, se rompe el acuerdo de los Toros de Guisando y Enrique proclama a su hija Juana su sucesora.

El reino cayó en anarquía pero Isabel y Fernando buscaban el apoyo de los nobles de Castilla y recuperar la confianza de un Reino.

Otra desafortunada noticia llegó en 1474, la muerte de Enrique. Momento en el que Isabel se coronó a si misma Reina de Castilla y así empezó la guerra de sucesión entre Juana y Isabel.

Pero en 1479 finalmente Isabel y Fernando se legitiman como Reyes de Castilla.

Isabel la Católica, reina de Castilla
Isabel la Católica, anónimo, S XVII

Durante el reinado común con Fernando se produjeron hechos de gran trascendencia para el futuro del reino, como el establecimiento de la Santa Inquisición (1478), la creación de la Santa Hermandad, la incorporación del Reino nazarí de Granada, así como la unificación religiosa de la Corona Hispánica, basada en la Conversión obligada de los judíos, so pena de muerte o expulsión (Edicto de Granada, 1492) y más tarde de los musulmanes.

Es importante destacar este rasgo de la personalidad de Isabel I, harto visible en su concepción de cómo se debía llevar a cabo el gobierno de las recientemente incorporadas Islas Afortunadas, para comprender cómo el proyecto de Cristóbal Colón, que había sido rechazado por otros reyes europeos, encontró acomodo en el seno de Isabel la Católica hasta el punto de financiar el plan colombino.

Isabel tuvo cinco hijos con Fernando, quien había tenido otros hijos antes de su matrimonio y probablemente después también…

Instruyó a sus hijos en que tenían unas obligaciones por su rango de hijos de reyes, y que debían sacrificarse mucho por ese motivo. Los llevó consigo durante las campañas militares, pero también veló siempre por su bienestar: Isabel, Juan, Juana I de Castilla, María y Catalina.

Al final de sus días, sufrió la mayor parte de las desgracias familiares como la muerte de su único hijo varón y el aborto de la esposa de éste, la muerte de su primogénita y de su nieto Miguel que estaba destinado a unificar los Reinos de los Reyes Católicos con el de Portugal.

Le siguió la presunta «locura» de su hija Juana que desafió abiertamente a su madre en Medina del Campo o la incertidumbre de su hija Catalina tras la muerte de su esposo inglés. Fueron varias las desgracias que la sumieron en una profunda depresión que hizo que vistiera de luto íntegro.

Estaba la corte en Medina del Campo, cuando se confirmó su grave enfermedad: una hidropesía, dijo como testigo Pedro Mártir. Pero finalmente murió de un cáncer de útero.

Isabel, consciente del desenlace, mandó que las misas por su salud se tornaran por su alma, pidió la extremaunción y el Santísimo Sacramento. Isabel de Castilla, habiendo otorgado testamento a 12 de octubre, falleció poco antes del mediodía del 26 de noviembre de 1504, en el Palacio Real donde pidió…

…Mi cuerpo sea sepultado en el monasterio de San Francisco que es en el Alhambra de la ciudad de Granada, en una sepultura baja que no tenga bulto alguno, salvo una losa baja en el suelo, llana, con sus letras en ella. Pero quiero y mando, que si el Rey eligiera sepultura en otra cualquier iglesia o monasterio de cualquier otra parte o lugar de estos mis reinos, que mi cuerpo sea allí trasladado y sepultado junto a él…

Finalmente Fernando de Aragón ordena construir la Capilla Real y elige a Dominico Fancelli para esculpir el mausoleo de ambos Reyes quien previamente había construido el mausoleo para su hijo Juan en el Real Monasterio de Santo Tomas en Ávila y por ello conoció a los Reyes.

¿Qué podía haber pasado si ella se hubiera casado con el rey de Portugal o si había dejado ir a Colón y Francia había descubierto América?  ¿Y si ella no se hubiera autoproclamado reina de Castilla? ¿Y si en la guerra civil su sobrina Juana la Beltraneja hubiera ganado el trono de Castilla? Esto nos da una idea de las cruciales decisiones que tuvo que tomar a lo largo de su vida como reina.

Isabel de Castilla es llamada «la Católica», título que le fue concedido por el papa Alejandro VI mediante la bula «Si Convenit», el 19 de diciembre de 1496. Es por lo que se conoce a la pareja real con el nombre de Reyes Católicos, título que utilizaron a partir de ese momento los diferentes reyes de España.

4 preguntas importantes para conocer la respuesta antes de visitar la Alhambra de Granada

¿Qué?

¿Qué entrada de la Alhambra comprar? Cuando accedemos al portal de venta de entradas de la Alhambra en https://tickets.alhambra-patronato.es/ vemos que hay hasta nueve opciones de entradas al monumento y quizás aquí no tengamos claro cuál de ellas elegir. Si lo que queremos es hacer una visita diurna completa, entonces la primera opción es la que más nos interesa. La que se identifica como “Alhambra General”. Su precio es de 14 Euros por adulto a los que habrá que sumar 0,85 Euros en concepto de gastos de gestión. Además, esta opción cuenta con descuentos especiales por carnet joven, discapacidad igual o mayor al 33%, mayores de 65 años (¡ojo! siempre que se trate de ciudadanos de la Unión Europea) y niños entre los 12 y 15 años. Los niños de entre 3 y 11 años no pagan entrada, pero habrá que añadirlos al hacer la reserva porque tendrán que llevar una entrada de niño. IMPORTANTE: Si viajamos con niños de 0 a 2 años, tendremos que acercarnos antes a las taquillas de la Alhambra para retirar una entrada infantil y aquellas familias que tengan más de 3 menores de 12 años tendrán que llamar obligatoriamente al 958889002 para reservar las entradas.

Palacio del Partal en la Alhambra
Palacio del Partal y Oratorio

Además de seguir estas indicaciones, nuestro consejo es que compremos la entrada con la mayor antelación posible para poder seleccionar la hora de acceso a los Palacios Nazaríes que más nos interese. En verano es muy aconsejable visitar el monumento a primera hora de la mañana debido a las altas temperaturas y en invierno nosotros preferimos comenzar la visita sobre las 15:00 hrs, porque suele haber menos gente, la temperatura suele ser agradable en días soleados y la luz para las fotografías es excelente en ese horario.

No olviden llevar durante toda la visita su documento de identidad original que además les servirá como acceso, porque la Alhambra dispone de lectores láser que identifican su documento con el asociado a la hora de comprar su entrada.

¿Cuándo?

¿Cuándo visitar la Alhambra? Quizás la mejor época del año a nuestro parecer sea bien entrada la primavera, allá por el mes de Mayo. Como podrán comprobar al visitar el monumento, la Alhambra está llena de vegetación por todas partes. Especialmente en los jardines del Generalife encontramos una gran variedad de árboles, plantas y flores que se van reponiendo dependiendo de la época del año. Y evidentemente para esto la primavera es sin duda la mejor estación. A lo largo de los años se ha ido creando en la Alhambra un ecosistema de paisaje natural que cuenta con jardines, huertas, terrenos de cultivo y bosques. Hablamos de más de 150.000 metros cuadrados de bosque y vegetación, además de las famosas huertas del Generalife que se han mantenido fértiles desde la época medieval. Toda esta biodiversidad forma hoy día una parte fundamental del monumento, al que visitamos evidentemente desde un punto de vista histórico y arquitectónico, pero también paisajístico. Las mejores fotos las podremos obtener en este sentido, en nuestro paseo desde la Torre del Agua hasta el Generalife. Tendremos una vista panorámica de las huertas y jardines con la Alhambra a nuestra izquierda y el barrio del Albaicín como siempre tan pintoresco a nuestra derecha. Una imagen que nos permite trasladarnos en el tiempo porque lo que ahora contemplamos a buen seguro es bastante similar a lo que veían los sultanes nazaríes cuando se encaminaban desde sus suntuosos palacios de la Alhambra a los jardines de recreo del Yannat al-Arif (Generalife).

Vistas de la Alhambra desded el Paseo de las Adelfas en el Generalife
Vistas de la Alhambra desde el Paseo de las Adelfas en el Generalife

Ocurre además que el mes de Mayo suele ser un mes intermedio entre la habitual masificación de la Semana Santa y de nuevo las aglomeraciones con la llegada del verano a finales de Junio.

¿Por qué?

¿Por qué visitar la Alhambra? Quizás aún estemos indecisos y no hayamos aún elegido nuestro destino para vacaciones. ¿Es la Alhambra una buena opción? Bien, no solo es una buena opción, sino que lo consideramos como un monumento imprescindible para todos aquellos turistas que visiten España. La Alhambra es uno de los monumentos más visitados del mundo con alrededor de 3,5 millones de personas cada año y es que se trata de la única ciudad palatina medieval de origen musulmán preservada en Europa. La singularidad de la Alhambra está en su propia arquitectura. Mientras en la Europa medieval se construían robustos y fríos castillos de piedra, los arquitectos nazaríes edificaron en Granada su genial representación del paraíso musulmán en la tierra. Su gran logro fue sin duda convertir la colina de la Sabika, un terreno baldío, sin agua y sin apenas vegetación, en un lugar digno de las “Mil y una noches” con estanques, fuentes, acequias… y por tanto lleno de vida. Su idea era traer la naturaleza al interior de los palacios, por lo que el juego con la luz, el reflejo del agua, las ligeras columnas como troncos de palmera…convierten a la Alhambra en un espectáculo en si misma. Ocurre además que sus paredes están decoradas con poemas que bien interpretados nos proporcionan una valiosísima información para entender y comprender el monumento. Una voz poética femenina que nos guía y nos recrea las funciones de las diferentes estancias a la vez que ensalza la belleza del monumento y el poder de su sultán.

Patio de los Leones en la Alhambra
Patio de los Leones

Alrededor del monumento hay infinidad de leyendas que nos fascinarán como fascinaron a los viajeros románticos del siglo XIX, que quedaron prendados de con las historias de los gitanos que habitaban sus estancias…en una Alhambra olvidada hasta ese momento.

La Alhambra fue declarada finalmente Patrimonio de la Humanidad por la Unesco en 1984 y como guías oficiales recomendamos su visita guiada para realmente comprender todo lo que el monumento ofrece al visitante desde su historia y arquitectura, hasta sus jardines y poemas.

¿Cómo?

¿Cómo visitar la Alhambra? La Alhambra comprende unas 10 hectáreas de terreno y se divide en tres partes: La Alcazaba (fortaleza), los Palacios Nazaríes (residencia de los sultanes) y los jardines del Generalife (lugar de descanso de los reyes musulmanes). Al tratarse de un monumento con una gran extensión la visita debe de realizarse de una forma pausada, con tiempo para comprender la función, la decoración y el mensaje transmitido por cada una de estas partes.

La primera opción es hacer la visita por nuestra cuenta, pero quizás de esta forma no consigamos extraer toda la información que el monumento puede proporcionarnos. La Alhambra oculta numerosas simbologías en su arquitectura que resultan increíblemente interesantes pero que a menudo pasas desapercibidas al visitante.

Leyendo las paredes de los Palacios en la Alhambra
Interpretando la caligrafía árabe

Existen igualmente visitas guiadas para grupos, con un máximo de 30 personas por cada guía, pero no consideramos que esta sea la mejor opción porque no permite visitar la Alhambra de una forma relajada que ayude a disfrutar de la experiencia con tiempo para tomar fotos, hacer preguntas, sentarse para admirar y disfrutar del paisaje… Quizás la forma más inteligente de visitar la Alhambra sea contratando un guía privado que dedique su explicación únicamente a nuestra familia. En Granada Selected Tours hemos decido fijar el máximo para grupos privados en 6 personas porque de esta forma el contacto con el guía es mucho más cercano y como resultado nuestra experiencia resultará mucho más enriquecedora. Nosotros les gestionamos la compra de las entradas y aconsejamos el día y la hora perfecta para disfrutar al máximo de las 3 horas de duración de su visita. Pueden contactar con nosotros aquí para cualquier consulta para planificar su visita o realizar directamente su reserva a través de este enlace. Por último, cabe destacar que, en épocas de mucha afluencia de turistas, si contratamos una visita privada tendremos acceso a los Palacios Nazaríes desde una cola distinta al resto de visitantes, lo que agilizará bastante nuestro acceso y reducirá sensiblemente los tiempos de espera.

El fruto de la Granada Judía

El granado es un árbol que ofrece un fruto singular y único del tamaño de una manzana grande, cuyo interior está poblado de granos dulces.

Su zona de origen se establece entre el Kurdistan, Afganistan, Siria y la antigua Persia, y su nombre latino expresa que es abundante en granos; así los romanos la llamaban manzana de granos.

Es un fruto ligado a la historia a los pueblos que se establecieron en Mesopotamia y el Próximo Oriente con anterioridad al primer milenio antes de Cristo y que tenían lenguas con un origen común.

La leyenda atribuye a la granada el lugar que la manzana ocupa en la tentación que Eva indujo en Adán y como tal es un fruto del paraíso.

En la Roma del Imperio fue símbolo de fecundidad y  riqueza y así siguió considerándoselo hasta la Edad Media cuando los andalusíes destacaron las cualidades culinarias de las granada cultivadas y las medicinales de las agrias o silvestres.

En Grecia fue consagrado a la diosa Afrodita, mientras que en Siria lo fue a la diosa Rimmel.

El historiador árabe Ahmad Al Razid dejó escrito que la ciudad hoy llamada Granada era conocida como Garnatat Al Yahud, cuya traducción significa Granada de los judíos.

La fruta de la granada presente en el año nuevo judío.

Lo cierto es que el nombre de esta ciudad es sinónimo de un fruto dulce y hermoso, grato al paladar y a la vista, de delicado perfume y delicioso sabor con una historia y un ritual poético milenario.

Dicho fruto tiene un significado muy especial y esencial para los judíos, a tal punto de considerarlo sagrado. Según la tradición, cuando se abre una granada, cualquiera sea su tamaño, el fruto contiene siempre, en todos los casos, 613 granos. Éste es el número de preceptos que un buen judío debe cumplir para ser una persona ética y justa.

Este pueblo, también le concede a la granada el simbolismo de la abundancia, razón por la cual deben tomarse granadas durante la celebración del año nuevo judío a principios de otoño, momento en que dicha fruta está madurada y dulce para tomar.

Entre las variadas celebraciones festivas del calendario judío, sin duda la más solemne e importante es la semanal del Shabat, el descanso del sábado.

Durante la misma, nadie puede trabajar ni estar preocupado o triste; es un día de solaz y regocijo que debe dedicarse al estudio, la oración y al bienestar del cuerpo y del espíritu.

Como todos los días del año señalados del año hebreo, la fiesta comienza la víspera del día anterior, es decir, el viernes, una vez que han aparecido en el cielo las primeras tres estrellas y termina el propio sábado cuando ocurre lo mismo.

El Rosh Ha-shaná o año nuevo se celebra con una cena abundante con adafina, un plato muy popular entre los judíos sefarditas debido a que por tradición se elabora en una olla de barro durante la noche del viernes y se come durante el Shabat, y además un fruto infaltable, la granada, siendo un vehículo de buen augurio.

La cautiva que reinó en la Alhambra

…España, finales del siglo XV, en los últimos capítulos de la larga Reconquista, una noble cristiana se convirtió en esclava del rey moro de la Alhambra de Granada; abjuró de su fe por amor y fue acusada de abocar el reino nazarí

Y esa mujer fue Isabel de Solís, convertida al Islam bajo el nombre de Soraya.   

La joven de poco más de 17 años era hija del alcalde de Martos en Jaén, Sancho Jiménez de Solís. Isabel había vivido hasta entonces una vida tranquila, junto a sus nodrizas y cuidadoras que la educaron y velaron por ella desde que quedara huérfana de madre nada más nacer.

La bella Isabel de Solís había sido prometida en matrimonio con Pedro Venegas pero aquel matrimonio no se pudo llevar a cabo porque fue capturada como esclava por los nazaríes de Granada y llevada a la Alhambra.

Primero fue vendida en el mercado de esclavos de Granada y fue comprada por la sultana Aixa, la esposa favorita del rey Muley Hacén y madre de su hijo Boabdil.     

Pero un día, mientras la cautiva cristiana estaba lavando camisas, entró Muley Hacén en el lavadero y quedó prendado de su juventud y su belleza. Se enamoró de ella y se la compró a  su esposa Aixa.  Tanto se entregó al rey que Isabel abjuró de su propia fe cristiana y se convirtió al islam. Pasó a llamarse entonces Soraya, nombre que significa “Lucero del alba”. 

…»la Romía», era el nombre utilizado para describir a una mujer cristiana que se convertía al islam…

El rey Muley Hacén se casó con ella, dejando a un lado a Aixa. Pero la vida en la Alhambra no fue fácil para Zoraida. Con tantas mujeres para un solo hombre, las luchas para atraer la atención de Muley Hacén eran constantes.

Poco a poco y por su influencia en las decisiones del rey, Zoraida empezó a desempeñar un papel cada vez más importante en el reino. Los recelos de Aixa aumentaron cuando tuvo dos hijos: Nasr ben Ali y Saad ben Ali, a los que consideró posibles rivales de su hijo, el primogénito  Boabdil, en la sucesión al trono.

Muley decidió expulsar a Aixa de la Alhambra, quien se instaló junto a Boabdil en una casa del Albaicín. Esta decisión desencadenó conflictos protagonizados por Muley Hacén,  su hermano Abdallah al Zagal y por su hijo Boabdil.

Salida de la familia de Boabdil de la Alhambra
Salida de la familia de Boabdil de la Alhambra, Manuel Gómez-Moreno González

Pero entre luchas y alianzas y sintiéndose viejo y enfermo, el rey Muley decide abdicar el trono en su hermano El Zagal, motivo por el cual, Boabdil, se había rebelado contra su padre y junto con su madre, avivó una guerra civil. 

Dada la difícil situación, en 1482 Zoraida parte hacia el exilio con su esposo y sus hijos y tres años después, Muley Hacén muere. 

Zoraida, al quedar viuda,  tomó la decisión de volver a su cultura original y pidió el bautismo, al igual que sus hijos. La Iglesia aceptó que su anterior abjuración había sido forzada por Muley pero su futuro no fue fácil para ella porque las esclavas liberadas no siempre podían recuperar su vida anterior, sobre todo si ya no eran vírgenes. El honor era muy importante y la mujer debía ofrecer una excelente reputación. Si no, otra posible opción era el convento…

Sus hijos adoptaron los nombres de Juan de Granada y Fernando de Granada pero se desconoce lo que le sucedió a Isabel al igual que no se conoce dónde ni en qué año murió.

El estatus social de las mujeres de la Alhambra

La Corte Nazarí debió albergar todo un mosaico de féminas que, desde sus considerables diferencias étnicas, sociales, físicas y culturales, llenaron de diversidad y color los múltiples rincones y espacios de la Alhambra, desde las mujeres árabes a las mujeres importadas en calidad de concubinas.

El primer colectivo del mundo femenino nazarí era el integrado por las “esposas legales” de la dinastía y estaba constituido exclusivamente por aquellas mujeres pertenecientes a la propia familia real que fueron desposadas con emires de la estirpe. Estas mujeres legítimas eran las llamadas mujeres libres.

Mujeres en el interior de la torre de las Infantas, de Edwin Lord Weeks

Las esposas legítimas nazaríes eran por lo general primas paternas del soberano en cuestión, pues en el Reino de Granada se practicó con acostumbrada frecuencia la modalidad del matrimonio entre primos.

La primera razón que motivaba esta unión era de índole económica, pues el matrimonio entre primos permitía mantener las propiedades dentro de la propia familia. Son varios los casos de matrimonios de emires con primas paternas en el entorno familiar nazarí como Muhammad I, el propio fundador de la estirpe.

Pero un aspecto de vital importancia en este matrimonio y sobre todo en la mujer para poder contraer matrimonio, es el relativo a su virginidad.

De hecho, el Corán resalta esta cualidad como deseable, por no decir imperativa.  Esta castidad estaba relacionada con su recato y por eso, debían ir siempre veladas, ocultas de la vista ajena a excepción de la de su marido y la de sus parientes no prohibidos, siendo considerado un símbolo de respetabilidad.

“ … Di a las creyentes que bajen la vista con recato, que sean castas y no muestren más adorno que los que están a la vista, que cubran su escote con el velo y no exhiban sus adornos sino a sus esposos”

La danza del harem, de Edouard Richter

Pero junto a las mujeres de sangre nazarí, consta también que hubo esclavas y concubinas. De hecho, el Corán alude a los esclavos.

No olvidemos el hecho de que el pueblo árabe se considera hijo de Agar, la esclava concubina de Abraham, cuyo hijo Ismael, es tenido por el padre los árabes, mientras que Isaac, el otro hijo de Abraham junto con su esposa libre, Sara, es históricamente el ancestro del pueblo hebreo. Abraham significa etimológicamente “padre de muchos pueblos”.

Pero cabe destacar que Agar, no era el nombre verdadero de esta concubina egipcia, sino su apodo. Agar significa la “alejada” debido al exilio y el abandono por parte de Abraham a petición de su esposa libre Sara.

En esta cultura, educar, liberar y desposar a una esclava por parte de su amo suponía una doble recompensa celestial y por esto, el comercio de esclavos floreció en Al-Andalus.

Mujeres guapas y rubias de origen europeo podían alcanzar el estatus de una mujer legítima pero también hubo mujeres esclavas negras de origen africano altamente apreciadas como buenas cocineras y excelentes concubinas.

La presencia de sirvientas y mujeres extranjeras, tan diferentes en origen, era necesaria como reflejo de la prosperidad económica de la corte nazarí. Poseer esclavos del género que fuese, era una señal de bienestar económico y de posición elevada.  El lujo aumenta la fuerza de una dinastía y las mujeres eran un factor fundamental en su exhibición, ejerciendo una función que podríamos calificar de ornamental tanto entre las mujeres legítimas como las concubinas.

Entre las mujeres no libres, existían las esclavas convertidas en concubinas – madres de la dinastía nazarí y aquellas que, por el contrario, fueron tan solo destinadas al servicio doméstico o al entretenimiento en la Alhambra.

Pero los sultanes nazaríes, constatan el gusto por las mujeres cristianas. Y para ellas, la única salida hacia la libertad era la conversión al Islam y la maternidad era el medio que permitía, por lo tanto, escalar en la pirámide social del harén e incluso dentro de la dinastía. Como es evidente, la gran esperanza de estas concubinas no solamente era la de tener un hijo, sino también la de convertirse en la madre del futuro sultán. Y dicho privilegio fue alcanzado por algunas concubinas de la Alhambra.

Pero como era de suponer, las mujeres libres, es decir, las esposas legítimas, eran lógicamente las oponentes más firmes al concubinato, pues se convertían en las mayores víctimas de tal situación.

Isabel de Solís o Soraya

Junto a las concubinas de origen cristiano, algunas de las cuales acabaron siendo sultanas de la Alhambra, hubo también en la corte nazarí otro tipo de esclavas, empleadas únicamente para el servicio doméstico como cocineras, camareros, comadronas, médicas y nodrizas. Y cabe destacar, entre las sirvientas de la Alhambra, hubo algunas mujeres de color.

Pero también hay que resaltar una tercera modalidad de esclavas junto a las concubinas y las mujeres de color destinadas al servicio doméstico. Estas eran las esclavas cantoras y bailarinas dedicadas al espectáculo y a la distracción.

Y las esclavas de Granada en el período nazarí sobresalían en el arte de las danzas con pañuelos y sables, engalanadas de trajes y aderezos, y de otros juegos, con los que mostraban sus destrezas. Por ser tan polifacéticas, estas mujeres eran, por lo tanto, las más caras.

Y entre todas estas concubinas, la gran favorita por excelencia, en la historia de la dinastía nazarí fue Soraya, la segunda esposa del emir Muley Hacén.

¿Te gustaría conocer la historia de Soraya?

Carlos V, rey y emperador

Nacido en Gante el 24 de Febrero de 1500 y muerto en Yuste el 21 de Septiembre de 1558.

Una serie de alianzas dinásticas y fallecimientos prematuros convirtieron al nieto de los Reyes Católicos en el joven más poderoso de Europa y las nuevas Américas.  

Reinaba como Carlos I de España desde los dieciséis años y a los veinte, tras la muerte de su abuelo paterno, el emperador Maximiliano I de Habsburgo, como emperador del Sacro Imperio Romano Germánico y se le designa como Carlos I de España y V de Alemania.

Pero… ¿Fue realmente un emperador que no supo ser rey?

En sus últimos días, Carlos tiene mucho tiempo para reflexionar y recapacitar. En una charla con su hermana Maria hace balance de sus años de reinado, de sus logros y sus derrotas, de sus virtudes y defectos  y además, su mente se llena de recuerdos, nunca ha olvidado a su esposa Isabel de Portugal.

  “Fui el hombre más poderoso pero me he visto incapaz de colmar el deseo de una mujer atormentada… Es mucha la distancia entre lo que me propuse y lo que logré y eso solo tiene un nombre… fracaso. Ni acabé con la herejía,  ni sometí al infiel ni conseguí unir a la cristiandad en una monarquía universal”

No han sido poco los reinos que han sucumbido al morir sus Reyes pero en nada quedan comparados con los vividos tras la muerte de su Católica La Majestad.

Desde la muerte de Isabel la Católica, Fernando de Aragón, trató de hacerse con el control de los reinos pero la política francófila de Felipe los hizo enfrentarse. Fernando abandonó Castilla y se refugió en Aragón. La muerte repentina de Felipe y el estado de enajenación mental de Juana, cambió la situación. Nadie gobernaba en Castilla, Felipe muerto, Juana enloquecida y Fernando ausente tuvo que regresar a Castilla y mantener la promesa que Fernando le hizo a Isabel.

En 1516, tras la muerte de Fernando el Católico, Carlos se convierte en el heredero legítimo de todos los estados que habían pertenecido a sus abuelos.

Sin embargo, Carlos tenía seis años, era un niño y Cisneros, regente de Castilla, sin duda, como dirigente político y religioso, fue el personaje clave durante la época más delicada de la transición de España entre los siglos XV y XVI y su papel fue decisivo para la creación del Imperio español.

Hasta que Carlos fue declarado mayor de edad el 5 de Enero de 1515, recibió una esmerada educación tanto por su tía Margarita de Austria como Adriano de Utrech, su profesor más influyente y Guillermo de Croy, señor de Chièvres, como una pieza fundamental en su política.

A lo largo de su reinado, Carlos viajó de un extremo a otro de sus dominios y combatió en muchos campos de batalla, fue un monarca itinerante sin tener una corte estable pero siempre supo rodearse de importantes artistas, pensadores y hombres de ciencia.  Y de todos los países que heredó, España fue el más difícil de consolidar bajo su dominio.

Carlos V coronado emperador en Aquisgrán

¿Pero por qué Carlos y no Fernando? La historia de dos hermanos que crecieron recelando uno del otro.

Quien había nacido en España reinaba en Alemania, mientras que el que se había criado en el extranjero era rey de España.

Fernando, era hermano menor de Carlos, se educó en Castilla y fue visto con cierta simpatía por la nobleza castellana. Tras la elección de Carlos como emperador, Fernando se convirtió en uno de sus más fiables colaboradores pero también en un posible rival.

Fernando I de Habsburgo, fue el hermano desterrado de Carlos que finalmente se convirtió en emperador y su política estuvo marcada por la lucha contra los protestantes. Sin embargo, los dos emperadores también tuvieron cuatro hermanas a menudo olvidadas.

Leonor, la primogénita. Fue entregada al rey de Portugal quien le sacaba 30 años y había estado casado anteriormente con dos infantas españolas. Quedó viuda y contrajo matrimonio con Francisco I, rey de Francia y enemigo principal de España.

Isabel, la leal. Fue maltratada por su marido. Pasó todo tipo de vicisitudes a causa de un marido infiel, como en el caso de su hermana Leonor.

María, gobernadora de los Países Bajos. Como la más destacada y quizás la más inteligente de las cuatro hermanas archiduquesas de Austria. Era la hermana más unida al emperador. Terminó convirtiéndose en consejera insustituible del emperador más importante de la Europa de entonces.

Catalina, la única española. Junto a su hermano Fernando fue la única que nació en suelo español. También fue la más longeva de todas ellas. Estuvo recluida con su madre Juana en el Palacio de Tordesillas. No siguió a ciegas la política fraterna y, quizás por ser reina, siempre apoyó los proyectos del trono portugués sin dejar de ser leal a su dinastía, la Habsburgo.

Pero los Reyes nunca gobernaron sin sus reinas…

No son pocas las mujeres que han tenido un papel fundamental en la historia de España y que, sin embargo, no han sido reconocidas como debieran o sencillamente han sido pasto de las llamas del olvido como es el caso de Isabel de Portugal, esposa del rey español y Emperador del Sacro Imperio Romano-Germánico.

Ella con 23 y Carlos con 26 años, se casaron en los Reales Alcázares de Sevilla en el año 1526.

Siempre se ha afirmado que Carlos fue más Quinto que Primero, más emperador que rey; esto es, que estuvo mucho más inmiscuido en los asuntos del Imperio que en sus súbditos castellano-aragoneses.

Isabel llegó a ser gobernadora de España en ausencia de su marido y no son pocos los biógrafos que aseguran quedicho estado de soledad contribuyó a su fallecimiento prematuro.

La princesa recibió una esmerada educación de carácter humanista, aprendió a leer y escribir, latín, castellano, inglés y francés. No se descuidó de su formación artística y recibió una sólida formación musical. Es por ello que en cada parto, siempre mantenía su rostro tapado al igual que Isabel la Católica, aguantando los dolores propios con gran compostura, según narran algunos cronistas. 

Isabel de Portugal muere en 1539, cuando solo contaba con treinta y seis años de edad. Se ha especulado mucho sobre las causas de su muerte pero, en definitiva, parte de la historiografía coincide en que lo que llevó a este prematuro fallecimiento, no fue sino la tristeza y soledad ante las largas ausencias del Rey.

Y Carlos, no volvió a casarse…

Trece años, desde el 1526 al 1539 había vivido doña Isabel en España como Emperatriz y Reina consorte.

El triste deceso fue el día 1 de mayo al mediodía, y después de las honras fúnebres, las de una Reina, se puso en marcha por orden del Emperador la comitiva que iba a acompañar sus restos mortales hasta Granada, para ser depositados en la Capilla Real. Pero el Emperador, desolado no acompaño esta procesión. Carlos V se refugió en el Monasterio Jerónimo de la Sisla, aislándose en él durante más de un mes.

Es aquí cuando comienza el final de Carlos, la decadencia del dueño del mundo.

Alegoría de la abdicación del emperador Carlos V en Bruselas

Carlos e Isabel, tuvieron seis hijos:

  • Felipe II de España, María de Austria, Fernando, Juana de Austria, Juan y Juan, que nació un año después de morir el anterior Juan, y que al nacer provocó la muerte de su madre por complicaciones con el parto.

Pero Carlos V también tuvo una vida extramatrimonial entretenida, y de la misma nacieron los siguientes hijos:

  • Isabel de Castilla, Margarita de Austria, Juana de Austria, Tadea de Austria y Juan de Austria.

Es importante remarcar que cada uno de estos hijos bastardos del rey fue fruto de su relación con una mujer diferente. Es decir, todos son hermanastros pero ninguno es hermano de otro.

Pero ni el más poderoso de los hombres es inmune a la enfermedad y la muerte…

En la última etapa de su vida comía solo porque le avergonzaba que su marcado prognatismo se acentuara al masticar los alimentos. Tuvo fuertes ataques de gota por la excesiva ingesta de carne en su dieta, bebía, además, 4 o 5 litros de cerveza en cada comida y además lo postraron en una silla-camilla de madera hasta su muerte, en 1558, por culpa de una malaria.

Y es así como Carlos, Rey y Emperador, abdicó y marchó a las Españas para no volver, eligiendo el Monasterio de Yuste para pasar los últimos días de su vida.

“La generosidad de mi  madre Juana de Castilla me llevó a gobernar a los 17 años de edad, luego, siendo todavía un muchacho, se me concedió el derecho del Imperio.

En poco tiempo debía de erigir, Flandes, Nápoles, Sicilia y las tierras de ultramar. Ha sido quizás mi vida, un rosario de viajes que no solo han consumido este cuerpo mío sino que me arrancaron con frecuencia de mis compañías más amadas, la de mis hijos y la de mi esposa, a quién habría querido entregar todos mis días.

Pero no sólo me llamaba el deber, para mis tormentos y mis dominios también las guerras. Batalle siempre obligado para defenderme de la ambición de otros, de quien creía habría de ser mi único enemigo, el turco y esa condena que fue para mí, el Rey Francisco de Francia.

Hube de combatir además el brote del hereje de mi propio imperio, peligro que no he sabido amainar como hubiese querido … Mas ninguno de esos trabajos me fue más penoso ni me afligió tanto como el que ahora siento al dejaros.

Para gobernar los estados que Dios me concedió no tengo ya fuerzas y las pocas que me quedan se acabaran pronto… estando ya tan cansado, no puedo prestar ya servicio alguno como sí lo harán quiénes reciban mi legado…

A mi hijo Felipe, a quien dejo las Españas, Flandes, las tierras Italianas y las de las Indias mientras que el Imperio quedará en manos de mi hermano Fernando.

Aunque son muchos los enemigos, la fuerza de esta unión familiar, lograra vencerlos.»  

Aquel hombre que había acumulado un poder sin igual durante siglos decidía abandonarlo antes de tiempo, afectado, como su madre, por rachas de profunda depresión.

Silencio y reposo eran ya los únicos deseos de un hombre que había padecido sin quererlo la tragedia de dominar el mundo.

WHATSAPP

    Solicitar reserva

    Seleccione una fecha:

    This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy Policy and Terms of Service apply.

    ×

      Request your booking

      Choose your date:

      This site is protected by reCAPTCHA and the Google Privacy Policy and Terms of Service apply.

      ×